fbpx

Impedirá el fisco subcontratación

Impedirá el fisco subcontratación

La iniciativa presentada por el Presidente Andrés Manuel López Obrador no solo prohíbe la subcontratación laboral, conocida como outsourcing, sino que impondrá un control fiscal para evitar su uso.

Se propone modificar el Código Fiscal de la Federación y las Leyes del Impuesto sobre la Renta y del Valor Agregado para castigar a las empresas que usen el esquema.

En la presentación, el Ejecutivo dio a conocer que 4.6 millones de trabajadores están contratados por outsourcing, sin distinguir si es legal o ilegal.

No obstante, pide desaparecer de la ley laboral todos los artículos referidos a la subcontratación.

Se permitirá el outsourcing solo para servicios especializados que definirá la Secretaría del Trabajo.

El uso de agencias de colocación será para reclutamiento, por lo que las empresas de subcontratación legal, como las afiliadas a la Asociación Mexicana de Empresas de Capital Humano, ya no podrán administrar personal.

Y si una empresa traslada toda o una parte de su plantilla del personal al outsourcing, no podrá usar esa nómina para deducción de impuestos. Es más, podría cometer delito de defraudación fiscal.

Aunque la iniciativa justifica que es para para evitar evasión y elusión fiscal, expertos señalan que afectará la contratación legal.

En este caso está la figura del insourcing, que es cuando se crea una empresa para administrar personal dentro de un mismo grupo empresarial.

“El impacto que tiene esto es que puede restringir o cancelar el outsourcing malo pero también hay una figura particular que es el insourcing, empresas que formalmente están constituidas, que están dentro del mercado formal.

“Va a ser un impacto fuerte porque la gran mayoría de los grupos empresariales del País opera con prestadoras de servicios internas”, alertó Germán de la Garza, socio líder de Servicios Laborales de Deloitte.

Lorenzo Roel, presidente de la Comisión Laboral del CCE, señaló que es un mal momento para una propuesta tan agresiva.

“Va a traer grandes implicaciones en la generación de empleo y de nuevas inversiones. (Es) una reacción hacia quienes están utilizando la figura para defraudar al fisco y a las instituciones de seguridad social; no ameritaba en ese momento tomar esa determinación cuando lo que más necesitamos es que se genere empleo”, señaló.

Raúl Maillard, presidente de la Comisión Laboral de Canacintra, dijo que se afecta a empresas prestadoras de servicio de subcontratación porque la iniciativa propone que la Secretaría del Trabajo las autorice para operar.

Diego García Saucedo, de la Academia Mexicana del Derecho Procesal del Trabajo, llamó la atención sobre las sanciones.

“Para quien utilice de forma dolosa la subcontratación (proponen) multas de más de 50 mil UMAS, más de casi 4 millones y medio de pesos y para efectos laborales nunca se había visto una multa tan elevada”, comentó.

FUENTE:ELPULSOLABORAL.COM